La justicia oral emitió sentencia condenatoria de 30 años de cárcel en contra de Abraham “N”, luego de que la Fiscalía Regional Sur Poniente demostró su responsabilidad en la violación de su hija, menor de edad en Puente de Ixtla.

A través de la Fiscalía de Delitos contra la Mujer acreditó la responsabilidad penal de Abraham en el hecho delictivo que se le imputó en 2016, fue así como el tribunal lo condenó a prisión, así como al pago de la reparación del daño, equivalente a 50 mil pesos.

De esta manera, quedó demostrada la participación de Abraham, de 36 años de edad y de oficio albañil, en la violación de su propia hija, a quien agredió en enero de 2016, en el domicilio familiar en la cabecera municipal de Puente de Ixtla.

En ese entonces, la menor víctima comentó a su madre lo que su padre le había hecho, situación que llevó a la mujer a proceder legalmente en contra de su esposo.

El 4 de junio de 2017, en la colonia Paraíso, perteneciente a Amacuzac, agentes de la Policía de Investigación Criminal (PIC) cumplimentaron la orden de aprehensión librada en contra de Abraham, para ser remitido al juzgado de control del segundo distrito judicial en el estado, con sede en el municipio de Jojutla.

Al existir indicios que presumían la intervención del detenido en el hecho delictivo, el 8 de junio del mismo año el juez de la causa determinó vincular a proceso al imputado y mantenerlo en prisión preventiva.

Durante el proceso judicial, la Unidad de Delitos Sexuales, por medio de pruebas testimoniales y periciales en materia de medicina legal, sicología y criminalística, acreditó la culpabilidad de este hombre en la agresión sufrida por la menor víctima.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here